domingo, 19 de diciembre de 2010












Un trobriandés menos... Trobriand llora a sus muertos. Brutal.

5 comentarios:

Pompeyo dijo...

Otro más, otro menos. Inmenso e irrepetible Capitán, por siempre con nosotros.

ana dijo...

Gorecki y ahora el Capitán, ay.

Stalker dijo...

Nada de inmenso.

Abajo ese anatema: esa falacia.

Pequeño: uno de los más pequeños.

Me quedo alucinado con que a Ana le guste el Capitán Corazón de Ternera,

la hacía vegetariana

Bashevis dijo...

jajaja

inmensamente pequeñito!

en esto todos comemos visceras, no hay problema.

raúl quinto dijo...

y que se haya tenido que morir para conocerlo :(